martes, 2 de septiembre de 2008

A mi Niño... Israel.


Me preguntas porque eres así….
Y mis respuestas siempre serán que eres como deseas Ser….

Tantas discusiones por el camino….
Tantos desacuerdos entrelazados….
Tanta palabra pendiente de ves en cuando….
Y tantos te Quiero acumulados….

Te miro…
Te contemplo dormir….
Con tu boca semiabierta….
Con tus brazos extendidos….
Con tus piernas revueltas….
Y tu latir tan mío..

Camino a tu lado y ya casi levanto la mirada a tu encuentro…
El tiempo te hace hombre…
Y que hombre estás siendo?..... Si mis ojos te ven tan hermoso…. Si no existe el ser Objetivo que suelo Ser…. Si contigo me diluyo como brisa entre hojas…

Suspiro entre mis anhelos…
Entre mis deseos maternales de protección….
Entre mi sufrir con tus malas decisiones….
Entre mi fatiga en logros tan costosos….
Entre tu cansancio y mi debilidad…

Me sonríes….
Y la mitad del cielo se despeja en tu mirada….
Me sonríes….
Y mi boca estrecha tus mejillas…. Como manantiales fluyendo entre rocas….

Así vamos…
De la mano….
Amándonos… odiándonos…
Emprendiendo vuelos entrelazados que te harán volar solo alguna ves….

Así vamos…
Como luciérnagas en noches….
Como arco iris de madrugadas….
Llenos de luz… llenos flores…. Llenos de brillos y hermosos Soles….

Así vamos Israel Hermoso….
Mi niño bello…. Mi Manantial de Vida….
Así vamos…
Batallando para crecer….
Luchando para mejorar….
Siendo hombre cada vez….
Y que clase hombre tú lo sabrás….


Mi esfuerzo está en mi pecho…
En mis manos cargadas…
En la letra de este texto…
En mi caricia de madrugada…

Tu esfuerzo está en ser sabio…
En ofrecer el conocimiento…
Está en ser pleno… en hacer lo que esté de tus manos…. Y el orgullo con frente en alto…

Las sendas serán caminos en desencuentros frecuentes…
Y mí mirada siempre en tus pasos…
Donde sigas…
Seguro estarán mis pies…
Donde camines seguro iluminaré…
Creciendo a tu lado….
Envejeciendo a tu lado….
Amando tus luchas… Odiando tus caídas…

Mis castigos serán tu orgullo algún día…
De que el trabajo dignifica…
De que el esfuerzo se premia…
De que el alimento se agradece…
De que no hay diferencias… ni de colores…ni de razas… ni de ideales… ni de sexos… ni de economía… ni religión… ni política… ni NADA.
De que eres igual a Todos…
De que Todo lo puedes…
De que Todo es Posible….
De Que El Amor.. Es Base para ese TODO… sin límites ni cuotas…

En tu mirada espero encontrar el orgullo…
Ese orgullo que me brota hoy…
Esa maternidad tan llena de Dichas…
Ese Amor tan incondicional…
Esa plenitud en tu mirada….
En tus porqués… en tus Porqué eres así…


Mi Ser…

Para Uno de mis Bellos Tesoros…

3 comentarios:

Mi alma dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mi alma dijo...

Es un peque con un alma hermosa, con una inocencia que late cual corazón en su ser...Hasta inocente de su propia alma...Por fortuna tiene a su lado a la persona justa...que le procura un futuro diferente al que el abandono le dio a fuerza...Me maravilla verle así en la distancia...deseando algún día poder verle de frente y obsequiarle miles de abrazos...Espero Dios bendiga cada uno de sus pasos, que sea su faro, su norte en todo momento...

Adriana

La Gata Coqueta dijo...

Los hijos es lo más bello y lindo que nos ha sido dado.

Le dedicas una poesía preciosa y hay una cosa que yo destaco... mis castigos serán tu orgullo algún día… esta muy bien definido por tu parte, te felicito por ello y por el nombre tan bonito que le has puesto Israel.Y como tu bien dices para uno de tus bellos tesoros.

Muchos besos y un cordial abrazo.